2 de mayo de 2018

Las buenas energías se llaman entre ellas

Me encanta sentir que cada vez que juzgo menos a alguien me siento un poco mejor. Me encanta llevarme buenas sorpresas cuando lo hago aunque me recuerda que antes lo hacía más de lo que me gustaría reconocer. Me encanta estar aprendiendo a ser menos egoísta dando lo que antes esperaba a que me dieran a mí primero. Me encanta darme cuenta de que me cuesta cada vez menos decir no a planes o a otras historias porque ya no soy una bienqueda. Me encanta ser una persona más sincera conmigo y con los demás porque creo que ellos también se lo merecen. Me encanta la sensación que me deja el dar el primer paso en cuanto a acercarme a alguien para mostrarle que me preocupo y que lo aprecio. Me encanta perdonarme los errores que antes no me permitía. Me encanta respirar tan profundo que a veces noto que se me inflan los pulmones.  Me encanta ser más atrevida en mis opiniones a pesar de que a veces dudo de si hablar o mejor callarme. Me encanta cuando me veo capaz de sacar la mejor versión de mí misma. Me encanta estar aprendiendo a hacer desaparecer mis enfados que no expreso porque me doy cuenta que son motivo de mis inseguridades y de nadie más. Me encanta darme cuenta de que yo también puedo pedir favores al igual que los hago. Me encanta ser imperfecta y no señalar sólo mis defectos como antes, sino también mis virtudes.  Me encanta estar abandonando esta sensación de miedo de una vez por todas porque antes me invadía...me dirigía...me controlaba por completo.

Cuando acariciamos la libertad en todos los sentidos, las sensaciones son tan placenteras que a pesar de que se pierdan cosas en el camino, la balanza se va a acabar inclinando en el lado en el que se gana. Porque creo que no hay nada mejor como sentirte libre, aceptarte tal y como eres para  quererte mejor a ti y también...a los que quedan a tu alrededor.







Happiness
More or less

It's just a change in me
Something in my liberty

Oh, my, my

Happiness
Coming and going
I watch you look at me
Watch my fever growing
I know just where I am

But how many corners do I have to turn?
How many times do I have to learn
All the love I have is in my mind?

Well, I'm a lucky man woman    ;)
With fire in my hands

Happiness
Something in my own place
I'm stood here naked
Smiling, I feel no disgrace
With who I am

Happiness
Coming and going
I watch you look at me
Watch my fever growing
I know just who I am

But how many corners do I have to turn?
How many times do I have to learn
All the love I have is in my mind?

I hope you understand
I hope you understand

Oh, no no no no no no no no no
Gotta love that'll never die
Happiness
More or less
It's just a change in me
Something in my liberty

Happiness
Coming and going
I watch you look at me
Watch my fever growing
I know
Oh, my, my
Oh, my, my
Oh, my, my
Oh, my, my

Gotta love that'll never dies
Gotta love that'll never died

No, no
I'm a lucky man

It's just a change in me
Something in my liberty
It's just a change in me
Something in my liberty
It's just a change in me
Something in my liberty
Oh, my, my
Oh, my, my
It's just a change in me
Something in my liberty
Oh, my, my
Oh, my, my

P.D. Hoy he tenido un día bonito de cumpleaños y quería transmitirte mis buenas energías para terminar la semana a tí que me estás leyendo ahora ;) La vida es demasiado breve, demasiado...vive y deja lo malo atrás, lo que te sobra!

28 de abril de 2018

Bad girls

Me gusta mucho cómo suena en inglés eso de "bad girls", porque tiene cierto ritmo sonoro y potencia en el significado como si lo oyeras en negrita y de un disparo : BANG! Aunque prefiero el significado de "bad women" porque a parte de que yo ya dejé de ser una niña (aunque a veces tengo un lado de ilusión por la vida que podría ser infantil y no me importa reconocerlo ;)) las mujeres tienen esa fuerza o experiencia vital que según se mire, marca la diferencia con la edad de la inocencia.

Pensando en esta expresión, me viene a la cabeza el tema de M.I.A. que le funciona de escándalo en la canción que se titula así y ocupa los estribillos que la caracterizan; ya que su infancia la pasó en un lugar y tiempo convulsos por motivos políticos y familiares (su padre fue líder de la independencia de Tamil) que le dejaron una profunda huella dando lugar a un libre pensamiento. Tengo que decir aquí que me ha entrado tanta curiosidad de saber más de su vida que he leído sobre su biografía que es bastante interesante. Resulta que para evitar que su padre fuera arrestado por el gobierno de Sri Lanka tuvieron que huir continuamente hasta llegar a la India, y de allí, a la edad de 11 años, volvieron a Londres donde ella nació a pesar de haberse ido de allí con apenas 6 meses. Vivió en un barrio de refugiados políticos en el que poco a poco se iría fraguando el personaje de M.I.A, missing in action, que es más que pura reivindicación feminista; porque gracias a su música da visibilidad al dolor que vive su etnia. La han llegado a difamar desde el mismísimo New York Times diciendo que apoya el terrorismo por su supuesta simpatía con un grupo guerrillero tamil, pero  ella se defiende de eso diciendo que han sacado sus palabras de contexto. Alega también que no entiende de violencia y si de la supresión de derechos que ella misma vio con sus propios ojos. Y dejando a un lado las polémicas, quiero destacar la valía de esta artista (o el morbo que suscita, que también) de ser mujer árabe, reivindicativa, absolutamente libre en su forma de vestir, en sus letras sin rodeos y en sus opiniones públicas. Aunque eso sí, sus atuendos son muchas veces exagerados, pero claro, no más que otros artistas del gremio del hip hop ;). Se hizo hueco entre todos ellos cuando saltó a la fama con su Paper Plan, video  que curiosamente fue censurado en USA por lo provocador y peligroso que les resultó a los americanos. No me sorprendió mucho la noticia en su día, porque creo que ya sabemos cómo se las gastan con su doble moral. (Parece que los sonidos de disparos y las letras les parecieron demasiado...)

M.I.A además de una rapera super star es una artista en muchos sentidos. Estudió diferentes artes e hizo una amistad muy especial. Un redoble plis!...He descubierto que a pesar de ser tan diferentes en cuanto a estilos musicales y a priori no tener mucho que ver la una con la otra, ha sido (o lo sigue siendo) amiga de la genuina Justine Frischmann (Elastica) líder de la banda que brilló en la ola britpop.


                                                   Esta imagen es la portada de The Menace que M.I.A. diseñó.

Para mí el concepto general de "bad girls" va mucho más allá de lo literal porque creo que con los años, las experiencias que vas teniendo a lo largo de la vida hacen que aprendas a tener más picardía para poder entender mejor todo tipo de situaciones que se presentan. Y con eso no quiere decir que seas mala en el mal sentido, sino rebelde de las que no se conforman, que sabe lo que quiere y cómo lo quiere, que no acepta  menos de lo que merece. Que no se calla y da su propia opinión sólo porque es suya y quiere que se la respete a ella también. Aunque soy consciente de que incluso para la mujer más segura de todas esto no es suficiente si no se nos valora como merecemos porque todas formamos parte de un mismo género. Si no se tienen superpoderes para protegernos de una amenaza, ¿cómo se supone que tenemos que actuar? Y más si se trata de una chica de 18 años y los que se encuentra se hacen llamar a sí mismos La Manada. Y si se te ocurre denunciar porque estás haciendo lo correcto  puede que tú, como víctima, resulte que quieran hacerte culpable de lo sucedido. ¿A dónde estamos llegando? Creo que es más una cuestión de suerte con la interpretación del juez y de que hay que hacer leyes más claras y duras para que no se de lugar a malas interpretaciones y las condenas sean claramente proporcionales a los daños causados. Queda mucho por hacer...pero unidas lo haremos mejor.  Las mujeres tenemos que estar en un mismo bloque infranqueable en el que se distinga con claridad que no tenemos la culpa cuando no la tenemos  para ayudar a  las generaciones venideras y para intentar proteger a las niñas que hasta que no crezcan serán más vulnerables. Opino también que siendo optimista en cuanto a eso de la mujer sumisa que tanto se ha alabado en otros tiempos parece que se está extinguiendo a pasos agigantados (ojalá pronto y para siempre) porque sin querer entrar en más detalles de actualidad para que no se eternice lo que quiero decir hoy ;), me quedo conque las mujeres malas cada vez están concienciando más sobre lo que significamos sin miedo, el respeto que nos merecemos y sobre todo, que cuando decimos NO, ES NO, y eso siempre será en el más estricto significado.



                                          


19 de abril de 2018

Cuchillos que salvan

No insistí más. Me había quedado impactado. Volvía a sentir algo por dentro-y sobre todo como nunca- después de varios años viviendo en la inopia. Salimos del café. Estaba convencido de que ella también había sentido algo y de que estaba tan feliz como yo.
    Nos despedimos de nuevo en otro paso de cebra, esta vez en el que hay hasta su casa y así al menos aprovechar el paseo.  Desde entonces siempre me recordó que no la acompañé ese día, pero que aún así me quería mucho, a pesar de mi frialdad y de ser un puto desastre para todo.(...)

- Bueno, anda, déjalo -dijo acercándose a mí para acariciarme la cara suavemente mientras me daba dos besos de despedida.
  Esa caricia fue lo que acabó de rematarme. Una de esas caricias que aunque toque sólo una parte de tu cuerpo, en realidad sientes que roza algo intangible que habita dentro de ti.

Tardé poco más de un minuto en escribirle y decirle que lo había pasado de maravilla, y le remarqué varias veces la mirada que me había atravesado. Ella reconoció que había sentido lo mismo y me echó en cara que no le hubiera dicho nada sobre su regalo. No sabía a qué coño se refería, pero cuando llegué a casa y vi el paquete sin remite, me di cuenta de que seguro que se trataba de su regalo. Lo abrí impacientemente rompiendo el sobre por todos lados, y de pronto tenía ante mí un libro de Cortázar que recogía los momentos más importantes de su vida, con textos y fotografías. Había un posit que señalaba una página, abrí el libro por ella y me encontré con un cuento. Era el relato sobre el axolotl, una especie de anfibio con algo de pez y con tintes humanos en el que el narrador se quería convertir. Me quedé petrificado.

Esa noche dormí de maravilla aunque me costó conciliar el sueño. No dejaba de pensar en esa mirada que necesitaba volver a ver, en esos ojos que se me habían clavado como dos cuchillos, que habían rajado los míos por completo para abrirlos de verdad y poder ver la vida como nunca. 



Este es un extracto del último libro de Holden Centeno, el primero fue el que traje el otro día después de tanto tiempo. (Casi 6 años!Vértigooo jeje) Pero esta vez cuenta con las preciosas ilustraciones de  Jose Luis Algar (no me pueden gustar más), al que fortuitamente conoce en un bar cuando hacía uno de sus bocetos. Bonita casualidad, ¿verdad? He de admitir que ha sido una auténtica revolución en mi persona, así que lo he tenido que seguir muy de cerca por todo el interés que me ha despertado. Y a pesar de que dicen de él que hace literatura millenial  como si quisieran restarle valor a sus palabras, yo digo lo que contesta él y opinan otros, que no existen fronteras en los libros ni franjas de edad porque no sólo le tiene que motivar a cierta generación. Creo que si te gustan las emociones (reales) este libro podría interesarte.

Según el escritor el 90 % está basado en experiencias vividas y en sus sentimientos (esas palabras que unidas suenan tan frágiles y a veces impronunciables) en sus páginas, porque de no ser así, a lo mejor se sentiría cómodo dando la cara o no teniendo que usar un pseudónimo para poder sentirse más libre escribiendo lo que con sinceridad ¿ muchos se guardarían para ellos mismos por cautela? Parece que en esta sociedad aún no estamos preparados para desnudar nuestras emociones como son de verdad, sin camuflarlos para no sentirnos vulnerables.

La novela la protagoniza un joven madrileño que anda bastante perdido entre su trabajo como chico de los recados en una famosa discográfica y su fijación por escribir un gran libro  por la presión que a él le resulta el supuesto fracaso de sus libros anteriores. Todo esto detona que acabe obsesionándose con ser un pez. Tal cual. Se deja embaucar por su infinita imaginación y su particular forma de echar de menos el agua que no se ve en Madrid hasta el punto de acabar viendo cómo su bañera se transforma en ballena. Entra de esta manera en una especie de locura transitoria en la que este animal lo atrapa cuando se deja llevar por sus deseos de ser pez aunque eso suponga ser devorado por la bañera ballena. Y desde ese día decide ir más allá haciendo del baño su propia habitación en la que poco a poco va llenando con más seres del mundo marino. Comienzan en una pecera y acaban en su propia ballena. Pero aquí no acaban sus ansias de sumergirse junto a la fauna marina, porque se pone como objetivo llegar a bañarse algún día en el estanque del Retiro. Sisi. La locura lo invade de esta manera tan atrevida pero sin abandonar nunca la ternura. Según él, después de todo, su cordura regresó gracias a Carol, una empática compañera de trabajo que lo rescata convirtiéndose en su propia ancla; que lejos de encallarlo, le provoca un efecto no gravitatorio. (Así es cómo se salvan algunas personas, pero sólo algunas y muy raras, o especiales...según se mire ;)).






Rebuscando un poco de música por aquí y por allá en youtube he acabado encontrando esta composición tan acuática que me recuerda a la ilustración de arriba. Si el autor me dejara ;), yo le pondría un enlace como parte de la banda sonora del libro, que eso no lo he dicho todavía, pero vuelve a hablar de muchas canciones y del significado que tienen para él, o para ellos.


P.D. Por si os interesara a alguno, hay una lista en spotify de las canciones que suenan.

15 de abril de 2018

40 rosas

Nunca me gustaron mucho estas flores que siempre han despertado tantas pasiones. Digo que no me gustaron mucho, por no decir nada de nada. Creo que se debía a un acto de rebeldía mío sin ser  muy consciente de ello. Me gustaba la música rock, la alternativa y claroscura que rimaban con mi actitud un poco diferente de lo que me rodeaba. No me amigué muy pronto que digamos con mi lado más femenino y sexy (ese lado que abunda en las mujeres);  de hecho, estas palabras me daban pudor. Qué cosas, ¿no? No empecé a explorarlo y a sentirme más cómoda con sentirme mujer hasta más tarde. Fui bastante atípica en cuanto a gustos, una niña bastante inocente que huía de querer ser una más, como si ser una más porque te gustaran las rosas y los dulces fuera malo. Yo decía que prefería que me regalaran un buen disco a un ramo de rosas. Sin embargo, hoy adoro las flores casi tanto como la música. Hubo una vez quien me regaló una rosa roja realmente significativa. (Aún la conservo en el cajón de lo que se quiere olvidar). Y también tiene mucho que ver con esto el que viva ahora en un sitio  rodeado de ellas y de naturaleza, que ahora con lo que ha llovido, está todo increíble vayas por donde vayas. Ahora mismo, sin exagerar, se escuchan los pájaros desde casa como no recuerdo haberlos oído desde que vivo aquí.

¿Y por qué he titulado esta entrada como 40 rosas? Pues muy sencillo, porque dos de las personas que más quiero en esta vida cumplen 40 años de casados, y como a ella le pirran las flores y más las rosas, vamos a  regalárselas por primera vez como ella ya se iba mereciendo. Y a él, aunque no le gustan las flores como a ella, sí le pirra verla muy muy contenta, así que así se va a quedar la cosa; al menos, esta vez ;)

Hemos estado pensando sobre el color, no sabíamos bien al principio qué color elegir hasta que nos hemos decantado por el rosa. Y buscando información sobre el significado del color de las rosas, he encontrado esta página de producción de flores que me ha parecido de lo más completa. Según ellos las rosas de este color simbolizan la ausencia de maldad, de doble intención. Manifiestan aprecio, cordialidad, actitud positiva y belleza. La intensidad de estos sentimientos varía en función de la mayor o menor coloración de la rosa. Mientras más intenso sea el color, más intensos serán los sentimientos expresados.

40 rosas por estos 40 años en los que destaco sobre todo lealtad y generosidad el uno con el otro. También han habido vaivenes a lo largo de todo este tiempo, alguno más importante que los demás, pero ellos han sabido recuperarse de los temporales con mucho arte. Destaco de todo lo que me han enseñado ellos a lo largo de la vida que el amor es mucho más que que te apasione el otro. Es hacer equilibrios muchas veces en terrenos pantanosos abandonando el ego para saber también ceder, dar. Ellos lo explican diciendo que el amor es como una cuerda; cuando uno tira el otro tiene que aflojar y al revés para que no se rompa.

 Es difícil encontrarlo hoy día, pero cuando los veo a ellos pienso en la suerte que tengo de decir que sí que existe porque ellos me lo demuestran cada día. Y lo mejor de todo es que a pesar de que no todo ha sido un camino de rosas, ellos te demuestran que sí que se puede caminar y seguir hacia delante incluso mejor de como lo estaban haciendo.

El día de hoy va por ellos y para celebrarlo, quiero pinchar un tema de Los Bitels que mis padres sabrían bailar en mitad de una pista de baile al más estilo guateque de los 70. ¡ Estilaso puro !





Well, she was just seventeen,
And you know what I mean,
And the way she looked was way beyond compare.
So how could I dance with another 
And I saw her standing there.

Well she looked at me, and I, I could see
That before too long I'd fall in love with her.
She wouldn't dance with another
since I saw her standin' there.

Well, my heart went boom
When I crossed that room
And I held her hand in mine.

Well, we danced through the night,
And we held each other tight,
And before too long, I fell in love with her.
Now I'll never dance with another 
Since I saw her standing there


11 de abril de 2018

La cara B de Sonidos de sábado

Yo tenía entendido que la libertad es la condición del ser humano para expresarse y actuar como le venga en gana pero en consecuencia siempre que no comprometa la libertad del otro. Perdonad mi ignorancia si hasta ahora no lo había entendido (se admiten debates sobre esto, es más, me gustaría) porque parece que hay quien me cuestiona esta idea porque no comprende que se pueda elegir con quién quieres compartir tu tiempo. Y vale, se puede pensar que una cosa es actuar con libertad y otra cosa bien distinta es dejar de lado a alguien que se ha portado bien contigo y no se merece que ahora no quieras pasar tiempo con esa persona. (No es este caso). Para que no haya malentendidos, contaré de qué se trata lo que tengo ganas de soltar desde lo más profundo de mi ser. Upss, me acabo de poner de un serio y un cursi que tela, pero es que no me sale decirlo de otra manera para que se entienda el 100% de la intención ;)

Dicho lo cual, allá voy. Resulta que tengo otra amiga (aunque ahora no sé muy bien en qué punto estamos) que conozco de toda la vida del colegio. Hemos estudiado juntas, salido juntas, viajado juntas, o incluso emborrachado por primera vez juntas. Salimos bastante airosas de aquella vez con nuestros ronconcola en las fiestas de mi pueblo, a pesar de tener que quedarnos sentadas un buen rato sin poder levantarnos porque el mareo era imponente (Dato importante a tener en cuenta que irá con nosotras por siempre de los siempres, son cosas que no olvidas así como así). Bromas a parte (intento ponerle humor porque el tema me incomoda bastante) tengo que decir que para mí la vida es un constante movimiento que no sabes qué te va a deparar, qué sorpresas te tiene preparadas, qué personas vas a conocer o qué personas nunca vas a conocer por muchos años que vivas. Y todos los cambios, van a hacerte cambiar, creo que eso lo sabemos todos, ¿no?

 Y qué pasa si tu personalidad va cambiando y ya no te gusta pensar de la manera que lo hacías antes. Qué pasa si prefieres preocuparte mucho menos por lo que antes te atormentaba. Qué pasa si ahora te gusta tener una actitud más relajada que antes y pensar que la vida son dos días por todo lo que te ha tocado pasar, como un problema de salud inesperado que afortunadamente a día de hoy está controlado. ¿Es eso ser pasota? Qué pasa si la vida en estos últimos años te ha hecho replantearte lo realmente importante porque te has dado cuenta que ya no te gusta preocuparte por pequeñeces de adolescentes como enfadarte si no te escriben o llaman más a menudo como cuando tenías 18 años. Qué pasa si  has dejado de escuchar a las personas que consideran la vida como un verdadero drama en la que las personas están en su contra porque simplemente no quedan con ellas cuando ellas pueden quedar pero curiosamente, se les olvidan las veces que esas personas pueden quedar pero ellas no.  Qué pasa si a lo largo de la vida has cultivado otras amistades en el mismo círculo y las tratas a casi todas por igual porque para tí todas esas amigas importantes son muy especiales. Qué pasa si el momento en el que empecé a dejar de empatizar con esa persona no lo provoqué yo sino ella porque decidió alejarse unos años por dejarse absorber por otra persona. Qué pasa si creo que ya hice bastante por esta amiga presentándole a gente y dando la cara por ella tantas veces porque no terminaba de encajar muchas otras veces con otras personas por su propia inseguridad traducida en desconfianzas innecesarias.

Qué pasa si te hartas de respaldar a alguien que continuamente quiere llamar la atención haciéndose la víctima con un problema familiar suyo. ¿Y todas las veces que estuve ahí para ella? ¿De nada valen? Qué pasa si te cansas de que mande indirectas vía redes sociales dejándote a tí y a otras amigas de toda la vida como si fuéramos las hermanastras de Cenicienta y ella la mismísima Cenicienta. Pues muy bien no te sienta, la verdad, muy favorecidas en el cuento no salen. Al menos te quedas conque no te ha tocado ser la madrastra que es la más peor jeje En fin, sacaré un poco el humor otra vez porque esta situación lo necesita demasiado.

Si habéis llegado hasta aquí después de mi descarga un poquillo cañera , sois lo más :) Le tengo cariño a esta persona después de todo lo que hemos vivido juntas y no quiero entrar en guerras infantiles innecesarias. Me he hecho la tonta y yastá. Abogo por el peaceandlove y por no discutir más con ella como nos ha pasado en otros momentos. Ya decidí hace tiempo que no la quería tener tan cerca de mí intentando hacerlo de la manera más pacífica posible. Le deseo sinceramente que le vaya bien. Y como tengo un blog, aprovecho la posibilidad de soltar todo esto aquí siendo fiel a mí misma; no he querido maquillar ninguno de mis pensamientos. 

Se me viene a la mente ahora mi querida siempreconnosotros Dolores porque para mí siempre significó la libertad en su máxima expresión. Salvando las distancias y desviándome un poco del tema. Pero me parece inevitable recordar su Free to decide como himno absoluto a la libertad por su letra y por su fuerza indiscutible. Algún día tendré que hablar de ella, de todo lo que ha significado para mí.



P.D.  El enlace que he puesto es de un video muy cutre que hice, pero me gustó esa idea e hice lo que pude con mis escasillos conocimientos jeje 

7 de abril de 2018

Sonidos de sábado

Llevaba tiempo sin saber de una buena amiga y de pronto ayer me escribe para decirme que ha escuchado una canción que tenía que oír sí o sí (puede ser muy insistente) y yo, como era normal, le dije que por supuesto. (La conozco bien). Me hizo especial ilusión que se acordara de mí escuchando una canción que no me ha podido gustar más. Cuando han sonado las primeras notas me he sonreído porque apuntaba maneras para mí y porque he recordado lo mucho que me conoce ella también. No ha pasado ni medio segundo y he seguido recordando algunos momentos que hemos compartido. Han sido muchos y muy distintos, en los que veo desde infinitas risas hasta regalos espontáneos como unos pendientes (los llevaba ella ese día) que me pongo mucho porque me encantan y sobre todo porque me los dió en un muy mal momento para convertir los malos pensamientos en buenos. Así me lo dijo ella y yo me lo creí a pies juntillas. 

A día de hoy puedo decir que tenía razón, porque siempre que me los pongo hacen desaparecer cualquier sensación extraña que pueda tener cuando me acuerdo de lo que me dijo. ¡Se cumple! ;)

La canción en cuestión:


I guess it would be nice
Show me that things can be nice
I guess it would be nice

Youre trapped

Show me that things can be nice

Y es que hay personas en tu vida que siempre consiguen que te acuerdes de ellas con una sonrisa porque aportan esa luz que a todos nos gusta tener cerca.

P.D. O cómo cuando descubres canciones antiguas 10 años más tarde pensando que son nuevas jeje ;)

3 de abril de 2018

Una vez dichas las palabras

He vuelto por aquí y he encontrado de entre los borradores que se quedaron en el olvido (sí, me fui con dudas y con pensamientos que en su día no me atreví a publicar) una de las cosas con más sentimiento que he escrito en mi vida. Suena un poco o un muy alto, pero ese es el recuerdo que tengo. Se lo escribí a él a mano cuando lo dejamos la primera vez y aunque dejé (y quería) que la leyera, nunca me atreví a dársela por este malditobendito orgullo que me ha hecho autosabotearme y salvarme muchas veces a lo largo de mi vida. Dejé esta historia casi recién empezada cuando me fui y ha sido volver y se ha removido todo un poco. Creo que fuera he hecho la catarsis que necesitaba pero se me había olvidado hacerlo en este rincón, así que ahí va:

Quieres expresarte de otra forma más pausada y certera, pero tu ira, producto del estrés de tus últimas semanas, se torna desobediente y rácana en explicaciones. Te deja tirada en el escenario como un ser sacado de sus casillas. Pero qué importantes son las formas. Pero qué bien vuelves y vuelves al mismo error.

Sabes que no te quieres ir de allí, sabes que las horas juntos te saben a poco, pero tú, como buena taurina, eres visceral por siempre de los jamases. Puedes amar los ratos a solas y querer exprimir el último minuto con él, pero si crees que tu orgullo ha sido herido, eres capaz de morir asfixiada antes de reconocerlo.

 Sólos tú y él donde nada más que hay cabida para infinitas notas musicales. Esos momentos te encantan casi tanto como te encanta él. Te gusta la forma con la que a veces te mira mientras toca la guitarra : con la mirada serena, fija, a la vez que concentrada. Llegas a percibir tal entusiasmo cuando se ausenta en su música, que hasta llegas a sentir celos de esa pasión irrefrenable. Tú también quieres ser partícipe de ese clímax íntimo y perfecto que se crea en esa habitación gris, imperfecta, pero tan vuestra, que no la cambiarías por ninguna otra.

Ansías que escuche tu voz rota creyéndote su única y última musa.  Deseas que desee mirarte tan embelesado como cuando tú eres testigo de sus composiciones. Con admiración. Con los oídos bien abiertos. Con empatía. Con tanta...que sólo se puede escribir porque no te atreves a decirlo en voz alta.

Pero qué daría yo porque pudiese ser más veces el motivo de tu inspiración. Qué daría por saber cantar lo que tú esperas oír. Y no enfadarme. Y entendernos. Sobre todo, entendernos.


P.D. Os traigo algo más nuevo hoy para variar un poco ;) Me encanta esta jovencísima artista catalana por la capacidad de transmitir que tiene de una manera tan sencilla. ¿No os lo parece?